Incautan cargamento de mercancías procedente de Haití.El Ministerio de Defensa a través de la Dirección de Inteligencia del Estado Mayor Conjunto (J-2), en coordinación con la Dirección General de Aduanas (DGA), incautó un cargamento de mercancías procedente de Haití de manera irregular, valorada en más de un millón de pesos, propiedad de un grupo de 35 comerciantes haitianos.

La mercancía era transportada en un camión marca Hyundai, conducido por Jacobo Medina Méndez,  el cual  fue detenido durante un operativo efectuado en el Municipio Baní, provincia Peravia, por miembros de ese organismo de inteligencia. Además del contrabando de mercancías, eran transportados cuatro ciudadanos haitianos indocumentados.

Tras verificar la carga en los depósitos de la DGA, se determinó que el furgón contenía 1,492 cajas de diferentes equipos de higiene personal, cigarrillos Comme II Faut, sacos de arroz, productos lácteos, pacas de ropa, entre otros.

El manifiesto de carga especificaba un total de 54,006 equipos de higiene, sin embargo se comprobó que la cantidad real ascendía 109,919, duplicando la cifra declarada.

Al explicar el modo de operación del contrabando, las autoridades del J-2 indicaron que la mercancía llega a Haití a bordo de embarcaciones procedentes de distintos países, siendo posteriormente adquiridas y vendidas por comerciantes haitianos, que a su vez intentan ingresar a la República Dominicana para comercializarlas en los mercados de las provincias Barahona, Azua, San Cristóbal, Santiago y La Romana.

En cuanto a los ciudadanos haitianos apresados, fueron conducidos a las oficinas de Migración para los fines correspondientes.