Presidente Medina entrega centro de salud y una escuela en Montecristi.MONTECRISTI, República Dominicana. El presidente Danilo Medina inauguró este jueves, en esta provincia, un Centro de Diagnóstico y Atención Primaria y una escuela del nivel básico, obras valoradas en más de RD$115 millones.

El centro de salud beneficiará a más de 24 mil habitantes de aquí, quienes ya no tienen que acudir el hospital general de la provincia, para que sean atendidas sus dolencias.

El director de Oisoe, Francisco Pagan, explicó que el centro sanitario fue levantado en una superficie de 748 metros cuadrados y consta con áreas de consultorios de ginecología, pediatría, psicología, obstetricia, odontología y medicina interna, entre otras.

Cuenta, además, con dos áreas de fisioterapia y dos laboratorios, imágenes diagnósticas, farmacia, sala de espera, oficinas administrativas, sala de reuniones y de trabajo social, cocina, vestidores, plantas de tratamiento de aguas residuales y planta eléctrica.

El discurso central de la ceremonia lo pronunció la ministra de Salud Pública, Altagracia Guzmán Marcelino, quien destacó que el objetivo de estos centros de Atención Primaria es prevenir y evitar enfermedades.

Por otro lado, Guzmán Marcelino destacó que en este año en esta provincia fronteriza no se han producido muertes como consecuencia del dengue y la malaria, cuyas enfermedades están presentes en el vecino país de Haití.

Asimismo, aseguró que el cólera está controlado y la tasa de mortalidad materna se redujo, desde enero del 2013 hasta diciembre del 2016, de 168 a 92 en la Línea Noroeste.

De su lado, Nelson Rodríguez, director del Servicio Nacional de Salud (SNS), anunció la terminación en los trabajos de construcción del hospital provincial Padre Fantino de aquí para junio de este año.

De manera simultánea, el presidente Medina dejó en funcionamiento la escuela básica Ana Basilia Torres Tatis de 16 aulas, situada en la comunidad El Vigiador, que recibirá a 560 estudiantes.

El plantel dispone de laboratorio de informática, rincones tecnológicos, biblioteca, oficinas administrativas, salón para profesores, sala de orientación psicológica, de enfermería, cocina-comedor, plaza cívica y cancha deportiva, entre otras facilidades.

La señora Dinorca Pascual, representante de la comunidad, expresó su gratitud al mandatario por mejorar la calidad de vida de los montecristeños.

Mientras que la bendición estuvo a cargo del padre Rafael Tavárez, párroco de la parroquia San Fernando de aquí.