BANI, República Dominicana. Miguel Ángel González Santana, acusado de tirotear el colegio Vitruvian School, en Baní, negó que lo haya hecho y explicó que se encontraba en el lugar advirtiendo que había un ladrón dentro del recinto escolar.

 

Resaltó que hizo un solo disparo, pero en su propiedad y admite que tenía un cargador extra en las manos.

 

“Estaba afuera voceando hay un ladrón. Mis hijos estudian en ese colegio y yo estaba defendiendo mi familia. Me están acusando de algo que yo no hice. Si yo hubiera estado tirando tiro me hubiera ido cuando los policías llegaron y yo me quedé”, manifestó González Santana.

 

Indica que cuando los agentes policiales llegaron entraron al colegio para verificar la supuesta presencia del ladrón, que según González Santana para ese momento ya se había ido.

 

Dijo que tiene dos hijos en el colegio pero señala que no fue al colegio a buscarlo.